fbpx
Compartir

Solicitá un Asesor

Deje sus datos para recibir las novedades del Hospital

Novedades

¿Por qué esperar al verano para hablar de la piel? Cáncer de piel, prevención y diagnóstico

El cáncer de piel es el tipo de cáncer más frecuente y se forma, principalmente, por la exposición a los rayos UV. “La incidencia del cáncer de piel ha ido en aumento progresivo en los últimos 30 años, por lo que es fundamental conocer formas adecuadas de prevención”, explicó la Dra. Corina Busso del Hospital Austral.

El cáncer de piel es el tipo de cáncer más frecuente, entre los que se encuentran diversos tipos: el carcinoma basocelular o de células basales, el carcinoma espinocelular o de células escamosas y el melanoma. Este último es el menos frecuente pero también el más riesgoso para la salud por su tendencia a diseminarse a otras partes del cuerpo, y es el causante de la mayoría de las muertes por cáncer de piel.

La Dra. Corina Busso, Jefa del Servicio de Dermatología del Hospital Austral, afirmó que “la incidencia del cáncer de piel, en todas sus formas, ha ido en aumento progresivo en los últimos 30 años, por lo que es fundamental conocer formas adecuadas de prevención”.

Entre los ítems a tener en cuenta para la prevención, la Dra. Busso recomienda:

  • Evite exponerse al sol entre las 11 y las 15 h.
  • Utilice un protector solar con un factor de protección de 30 o más.
  • Utilice ropa adecuada que lo proteja de la radiación solar.
  • No utilice camas solares.
  • Revise su piel regularmente, y consulte si nota que un lunar presenta algún cambio en su tamaño, en su forma o en su color, o si alguna herida no cicatriza en tiempo y forma. También, si le ha aparecido un “lunar” nuevo.
  • Consulte al dermatólogo por lo menos una vez al año, para que revise toda su piel.

Por otra parte, la Dra. Busso afirmó que “para presentar un cáncer de piel se requiere una predisposición genética sobre la cual actúan factores de riesgo, como por ejemplo la exposición al sol y el uso de camas solares”.

Entre las personas principalmente afectadas se encuentran:

  • Mayores de 50 años
  • Con pelo claro y/u ojos claros
  • Con piel muy clara, que enrojece fácilmente al exponerse al sol y se broncea con dificultad.
  • Que se exponen mucho al sol sin la protección adecuada
  • Que tienen antecedentes familiares de cáncer de piel.

Además, en cuánto a la detección del cáncer de piel, la especialista aseguró: “hay algunas lesiones de la piel que son pre-malignas, eso quiere decir que si se tratan a tiempo es posible evitar que se transformen en un cáncer de piel. Y, a su vez, que si se le diagnostica un cáncer de piel, cuanto más precoz sea el diagnóstico, más posibilidades de curación tendrá”.

Acreditado por Joint Commission InternationalOAAMiembro de la Red Global de Hospitales Verdes y Saludables