fbpx
Compartir

Solicitá un Asesor

Deje sus datos para recibir las novedades del Hospital

Novedades

Las claves para ser donante voluntario de médula ósea

Carlos Valía (der.), paciente del Hospital, junto a su donante alemán de médula ósea.

El 1º de abril se celebró el Día del Donante Voluntario de Médula Ósea, un órgano que se encuentra alojado en el interior de los huesos, que tiene una consistencia semilíquida y que está a cargo de la producción de todas las células que circulan por la sangre.

Éstas son: los glóbulos rojos que llevan el oxígeno a todos los tejidos del cuerpo; los glóbulos blancos que organizan las defensas contra organismos como virus, bacterias, parásitos; y unos trozos celulares que se llaman plaquetas y son indispensables para la coagulación.

Además, la médula ósea es la responsable de la producción de la inmunidad, a través de células muy especializadas que fabrican anticuerpos y otras células que colaboran con estas.

Justamente por el carácter permanente de su producción, los especialistas hacen foco en que donar médula ósea es como donar sangre, en el sentido de que constantemente se reproduce.

“Esto quiere decir que quien dona médula ósea no pierde nada. Además, la donación se puede hacer de la misma médula, y en ese caso es necesario hacerlo como un procedimiento quirúrgico. Pero también es posible realizarla pescando las células que se pueden recolectar desde la sangre mediante unos aparatos que se conocen como separadores celulares. Esta última es la forma más común y tiene un riesgo muy bajo de complicaciones”, detalló el Dr. Gustavo Kusminsky, jefe del servicio de Trasplante de Médula Ósea del Hospital Universitario Austral.

En cuanto a la utilidad de la médula ósea, el especialista consignó que, por ejemplo, un paciente con una leucemia que no ha respondido óptimamente a la quimioterapia o que presenta alguna condición que pronostica mucha gravedad, puede salvar su vida a través de un trasplante de células de la médula ósea.

También lo pueden necesitar pacientes con deficiencias severas de la inmunidad o fallos de la médula ósea.

“El donante que se busca en un principio es un hermano que sea compatible, pero solamente el 25% de los pacientes tiene un donante familiar idéntico. Por eso, cuando esto no sucede se busca un donante entre los datos que hay en los registros internacionales. Hoy en día hay más de 30 millones de donantes en todo el mundo que están dispuestos a dar células desde una actitud de altruismo y solidaridad hacia alguien a quien no conocen”, refirió el Dr. Kusminsky.

La compatibilidad guarda relación con los grupos étnicos. De modo que es muy bueno poder contar con la mayor diversidad posible.

Para finalizar, y respecto al procedimiento, el médico del Hospital Universitario Austral completó: “Lo que se hace al principio es sacarse una muestra de sangre para saber cuál es el tipo que presenta el donante. Esos datos se llevan al Registro Argentino de Donantes, que funciona dentro del INCUCAI. En caso de que aparezca un paciente con esa misma característica, recién en ese momento se emplearían las células y se organizaría la donación”.

Desde el año pasado, el Hospital Universitario Austral se incorporó nuevamente como banco de registro para la donación de Células Progenitoras Hematopoyéticas (CPH). Para registrarse se deberá donar una unidad de sangre, que será analizada, y completar una ficha con información. Los requisitos son los mismos que deben reunir para donar sangre y están en la web https://www.hospitalaustral.edu.ar/pacientes/donar-sangre/. Los horarios son de lunes a viernes de 8 a 16.

Contacto:

*Dr. Gustavo Kusminsky
Jefe del servicio de Trasplante de Médula Ósea
Hospital Universitario Austral
GKUSMINS@cas.austral.edu.ar

Acreditado por Joint Commission InternationalOAAMiembro de la Red Global de Hospitales Verdes y Saludables