fbpx
Compartir

Solicitá un Asesor

Deje sus datos para recibir las novedades del Hospital

Novedades

Altas temperaturas: evitar un golpe de calor

Frente a las altas temperaturas que se registran durante estos días, recordá las recomendaciones para cuidarse.

Foto: www.envato.elements.com

El golpe de calor puede ocurrir cuando, tras una exposición prolongada a altas temperaturas, el cuerpo de una persona se calienta demasiado, perdiendo agua y sales esenciales para su buen funcionamiento.

Generalmente, este hecho ocurre cuando las personas hacen ejercicio en climas cálidos y húmedos sin beber suficientes líquidos. Pero también puede ocurrir en personas que no están haciendo ninguna actividad física.

Las personas mayores y quienes tienen problemas de salud pueden verse afectados especialmente, por lo que deben tener mucho cuidado en condiciones de calor extremo.

Consejos para prevenir un golpe de calor:

  • Trate de no estar demasiado activo y tome descansos cuando haga ejercicio.
  • Beba suficientes líquidos -como agua o bebidas deportivas- para que no sienta sed. No obstante, no se fuerce a beber cantidades muy grandes en poco tiempo, y no ingiera tanto líquido para evitar una sensación de incomodidad.
  • Haga cualquier ejercicio temprano en el día, antes de que se suba demasiado la temperatura ambiente.
  • Vista ropa liviana y suelta. Evite usar demasiadas capas. Quítese la ropa extra que esté usando.
  • Evite estar en un automóvil caliente.

¿Cómo refrescar el cuerpo?

  • Tome una ducha o baño fresco.
  • Beba agua o una bebida deportiva. No tome una bebida con alcohol o cafeína.
  • Rocíese con agua fría y luego siéntese frente a un ventilador.
  • Busque la sombra. Entre en un edificio o automóvil con aire acondicionado.
  • Coloque una compresa o paño frío sobre su cuello o axila.
Acreditado por Joint Commission InternationalOAAMiembro de la Red Global de Hospitales Verdes y Saludables